13 de abril de 2014

Dust to dust...

Ernesto Laclau, el súbdito de Su Majestad Británica que oficiaba de autor intelectual del kirchnerismo desde su cátedra en la Universidad de Essex, y cuya obsesión por armar "revoluciones" en Sudamérica nunca pudo imponerse a la comodidad de vivir en Europa, estiró hoy la pata sin haber estado sometido ni un día de su vida a un gobierno que siguiera sus "ideas".

12 comentarios:

Anónimo dijo...

La verdad, mucha pena no me da.
Espero que no empiecen ahora a interpretar sus escritos ad nauseam, en honor a.

Sine Metu dijo...

ni para abono

El Enmascarado dijo...

Viene mal este año para los muchachos de la progresía confortablemente instalada en sociedades civilizadas y que recomiendan recetas políticas y económicas fracasadas, pero que ellos no sufren ni por asomo.

No me produce ninguna pena que este tipo haya llegado a su fin.

Y no puedo evitar pensar que parece una ironía bastante jodida del destino que este bolche confeso se muera en Sevilla el Domingo de Ramos, justamente el único día de la Semana Santa en que los sacerdotes usan el color ROJO en sus vestiduras...

Espero que no sea el Estado argentino el que pague el traslado del cuerpo de este tipo hacia nuestro país porque cuesta entre 7 y 10.000 Euros y el Estado no se lo paga a ningún ciudadano argentino particular.

Y hay muchísimos argentinos que mueren todos los años en el exterior y, a lo sumo, sus familias solamente pueden afrontar traer sus cenizas.

carancho dijo...

Una bolsa de basura menos.

BlogBis dijo...

Damnatio memoriae

Olvido inmediato para un tipo olvidable.

Leandro dijo...

No estoy seguro de que aplique la expresión "dust to dust". Salvo, claro, que lo estén sepultando bajo seis metros de bosta.

Andy dijo...

Enmascarado: no solamente que el Estado se hará cargo del traslado. Preparate para los programas de homenaje en la TV ImPúdica, las clases alusivas en las escuelas, y que le hagan un lugarcito en al Bóveda de Néstor...

El Enmascarado dijo...

Andy, comparto tu idea, es de cajón(soy un mal bicho)que van a canonizarlo...

Leandro dijo...

Enmascarado, encima el cajón va a ser carísimo. Para ciertos usarios, emmm, "exigentes", los fabrican con apliques de acero inoxidable del lado de adentro. "Escupideritas" le dicen los gusanos...

Gus VF dijo...

Ernestito, se te acabaron tus placeres en la capitalista Londres y tus paseos rentados por Europa, ahora te están recibiendo el Tuerto corrupto y el Mico Mandante nada menos que en el Infierno, eso tan parecido al mundo populista y colectivista que tanto nos recomendabas.

Gregorio Casa dijo...

Al menos, se ve que el tipo no era bobo: se quedó viviendo a miles de kilómetros del "modelo".
Ya pudiera yo !!

Sergio dijo...

Este filósofo quedará inevitablemente en el olvido.
Y digo filósofo porque Uds. le atribuyen el título.
Zángano acomodado que encontró una grieta donde comer sin trabajar ni pensar.