Comentarios recientes

 

31 de octubre de 2014

How to carve a Jack-O'-lantern



A-cá-táaa!

Y del mismo artista:

Crónica de una idiotez útil



Si recuerdan, Pino Solanas estaba en contra de la Ley de Medios porque le dejaba la puerta abierta a las telefónicas para que proveyeran servicios de TV por cable. "Impondrán a sus amigos en Telecom", acusaba por ese entonces el bolche cineasta de San Isidro, al tiempo que decía: "¿Cómo se puede regular y controlar democráticamente, sin favorecer a algunos, a través de una comisión con mayoría del Gobierno?" 

Después y como necesitaba dar una pátina de consenso multipartidario a ese engendro legislativo, Ye Olde Stupide Cowe armó una conferencia de prensa y dijo: "He decidido eliminar del anteproyecto que las telefónicas puedan participar"

Ese solo cambio superó los pruritos republicanos de Pino (que como buen bolche, apenas los tenía de manera simbólica) y excitó esos instintos de "yo no, pero vos tampoco" que tiene como buen perro del hortelano que es, y mandó que su tropa levantara la mano en Diputados para votar a favor de la ley. Se justificó diciendo que "Las modificaciones inclinaron la balanza", eso sí, aclarando que no había pasado a ser aliado del kirchnerato.

Hacemos un fast forward a 2014 y ahora el Gobierno está garabateando una ley de comunicaciones que, entre otras cosas, le da a las telefónicas la posibilidad de meterse en el negocio del cable. Todo por altruismo, claro: "Que no te rompan la pared de tu casa con un agujerito por cada servicio".

Y mientras tanto, Sabbatella hace lo que se le canta con la AFSCA y busca excusas para desarmar de prepo al Grupo Clarín mientras le deja pasar cualquier cosa a los multimedios amigos del régimen.

Por si Pino logra hacerse un rato para preguntárselo mientras consulta si hay pañales Huggies para adultos mayores, así es como se siente ser un idiota útil.


Se habrán enterado de la esquelita que le mandó la cebra al tostado.

Jack O'Lantern (Mossberg 500 style)

Cómo ganar amigos e influir sobre las personas

Este muchacho canadiense protestaba contra la Policía desde el piso por alguna causa defensora de los árboles y los polis le pegaron una marimba de palos y lo dejaron arriba del árbol para que esté en contacto con la naturaleza... 



Este otro , joven argentino nac&pop, no encontró mejor cosa que piss them off  a la paciente Policía de Rio Negro en una protesta en Bariloche en el 2010. Dicen que también terminó arriba de un árbol, pero le sobresalía un bastón Tonfa del tujes que nadie supo cómo había llegado a ese lugar...

Esta chica, en cambio, se acercó de una manera correctísima a un poli que tiene que ser italiano, francés o español. Sólo funciona este approach  si estás buena, como comprobó Diana Conti cuando era joven y la Federal la recontramolió a palos... 

Este Poli antidisturbios español sirvió de imagen, hace muy pocos días, para transmitir un mensaje a la ciudadanía redactado de la siguiente manera: "Tú y tus necesidades en Seguridad sois nuestra razón de ser. Si nos necesitas, llámanos". La cantidad de ciudadanas españolas,  y también unos cuantos ciudadanos, que llamaron para pedir a ÉSE policía  para que las ayude con sus necesidades superó todas las expectativas en Twitter. Queda clarísimo que hay mucha inseguridad en España.  

En cambio, la Policía de San Francisco reprimió salvajemente una huelga de modelos, que marchaban pacíficamente reclamando poder comer una hamburguesa sin que las echasen de los desfiles de modas. La Policía mandó el Escuadrón Antidisturbios Gay...


"Perra, gorda y, encima, mal vestida con ropa ordinaria" fueron algunos de los tremendos insultos que sufrieron las modelos por parte de los Policías que no usaron, como es lógico, sus bastones con ellas ...

 

30 de octubre de 2014

Cristina presa

 

29 de octubre de 2014

Otra vez la burra al trigo


Dentro de un rato voy a estar negociando a ver si vuelvo a las aulas, otra vez de aquel lado de la tarima. Es una lucha. O un vicio, a esta altura ya no me queda tan claro.

Carrio, otra vez

Boomerang



Affiches expuestos en una muestra temporaria en el museo del bicentenario.

Nueva fórmula

 

28 de octubre de 2014

La culpa de todo.

La Refinería 113 años después del asesinato de Cosme

La primer muerte en la Argentina, a raíz de la represión policial de una protesta obrera, ocurrió en  Rosario en 1901. Era en tiempos de anarquistas, y el asunto fue a las puertas de la entonces Refinería Argentina de Azúcar (de los Tornquist), en lo que ahora es la entrada del barrio cool Puerto Norte.
El finado se llamaba Cosme Budislavich, era austríaco, y pedía mejoras en las condiciones de trabajo. 

Menos de un año después se sancionó la Ley Cané (propuesta por el mismo Miguel Cané de Juvenilia) que permitía que el Poder Ejecutivo echara sin juicio previo a los extranjeros  que "comprometieran la seguridad nacional o el órden público". 

Un siglo atrás el mal venía del imperio austrohúngaro, de Rusia, y de Alemania. Ahora los malos son bolivianos, colombianos y paraguayos. Como el Estado no sabe que hacer con la amenaza que le aparece, prefiere echar a los que interpreta como peligrosos. 

Yo mas que a un sicario colombiano (que debería ir a una bella cárcel argentina, de merecerlo) echaría a algún lenguaraz uruguayo que hizo fortuna vendiendo sus servicios a los colonizadores del Estado.  

Fotos


Fotos de veteranos de las guerras napoleónicas.

Uno se queda medio hipnotizado viendo las caras y apariencias de estos veteranos. Llama la atención, viéndolos así en vivo, la ornamentación de los uniformes militares en comparación con los actuales.

No sé si alguno me podrá esclarecer la siguiente duda. Se los ve bastante ancianos siendo que las fotos fueron tomadas alrededor de 1858, alrededor de 45 años después de que sirvieron en su ejército. Supongo que ostentaron rangos altos porque si no no deberían tener mucho más de 60 años. O es que en aquellas épocas la vejez atacaba bastante antes que ahora.

¿Cómo diferencia Ud. a un colombiano de un venezolano si no tiene documentos?



Presos con un AK 47  en Colombia

Presos con variado armamento, ¡en Venezuela!

¿Estas Srtas. son colombianas o venezolanas?

¿Y esta niña?

La pregunta, media estúpida, del título es porque me causó sorpresa que la Policía Federal, conforme lo que decían "desde el lugar de los hechos en vivo y en directo" los noteros de la tele,  haya sido capaz de determinar, in situ y rápidamente, que los siete tipos que fueron detenidos, gracias a la iniciativa y olfato policial de la custodia del Fiscal Stornelli, eran colombianos.

Según lo que entendí, los detenidos no llevaban encima documento de identidad de ninguna clase, pero dijeron ser colombianos. Ante semejante declaración de nacionalidad equivalente a narcotraficantes o a banda de asaltantes que afanan a comerciantes de Once con mucho cash encima, ¡cómo no creerles si fueron tan amables de decirlo y el Modus Operandi parecería coincidir !

¿Cómo hizo la policía en las pocas palabras de un interrogatorio, no me imagino a los delincuentes éstos, tan organizados charlando hasta por los codos, para establecer que eran colombianos?

No hay muchos acentos distintivos al oír la respuesta a una pregunta policial tipo "de dónde sos" y que el detenido diga :"soy colombiano" como para poder distinguir el acento diferente y gritarle: "Mentís, boludo, sos venezolano".

¿Cuántos colombianos, venezolanos, panameños, centroamericanos, cubanos y caribeños hispano parlantes conocen, han oído o visto esos polis de calle como para distinguir el acento en pocas palabras?

Me parece poco serio dar por sentado que estos tipos sean realmente colombianos, como parece haberse convencido Berni, que está chocho con la confirmación de que los chorros peligrosos son extranjeros, opinión que la prensa en general ha hecho suya. 

En lo personal, hubiera preferido ser un poco más prudente y habría metido un condicional "serían colombianos" o, simplemente, habría dicho que "la nacionalidad se establecerá en el curso de la investigación judicial".

Reconozco que mi habitual mala leche y desconfianza frente a hechos poco claros, me han vuelto bastante escéptico en estos casos, pero no me podrán negar que sería mucho mejor y tranquilizador confirmar que son colombianos (gente mala, pis y caca), que sorprenderse porque resultasen ser venezolanos, que son todos bolivarianos buenitos y supermansos...

No pongo en duda de que existen en Argentina varias bandas de colombianos dedicados a diversos tipos de delincuencia pesada, no necesariamente tráfico de drogas, como el asalto a comerciantes con vento, o como los secuestros en serio para pedir jugosos rescates, pero todo el procedimiento del Berni me resulta poco profesional. Y sigue insistiendo con lo de la expulsión rápida. 

¿Uds. expulsarían, sin un juicio para revolearle primero una flor de condena de cumplimiento efectivo a tipos que se tirotearon con la policía y que operaban en banda organizada? Vuelven más rápido porque ya aprendieron por dónde entrar en la frontera de gruyére que tenemos.

La incoherencia entre mantener una política migratoria abierta a los "hermanos latinoamericanos", en la que entra cualquiera y puede obtener fácil y legalmente la residencia, se da patadas directas con esta propuesta de Berni. Pero ser inconsistente es un estilo de vida y de hacer política de estos nac&pop.

Además, es innecesaria una nueva norma para expulsar extranjeros. Hace añares que la ley permite la expulsión de los extranjeros ilegales y, también, de los delincuentes una vez que hayan cumplido la pena de prisión. Pero si tienen un hijo argentino o están casados con una argentina y los querés expulsar, van a aparecer todos los buenistas progres a decir que se violan sus derechos... Ya pasó en España esto.
 

27 de octubre de 2014

"Si gana Aecio te vas a morir de..."


Hace 50 años



Discurso de RR en apoyo a Barry Goldwater

Nosotros "vamos tirando", ellos "se van a los tiros".

“Vamos tirando…”
Gabriela Pousa / 25 octubre, 2014


Estaba por comenzar este análisis preguntando “¿a dónde hemos llegado?” cuando advertí que el verdadero problema argentino es, precisamente, el no haber llegado a ningún lado. Ni al país pujante que podríamos ser, ni a la decadencia absoluta que algunos creen que hemos alcanzado. Si así fuese, de aquí en adelante, comenzaríamos a percibir algún cambio. Pero no, Argentina está siempre a mitad de camino, en un falso equilibrio que nos somete a estar parados con un pie de cada lado. Al filo del abismo.

La creencia de una crisis terminal es tan falaz como lo es la suposición de un cambio radical mientras la mentalidad de la sociedad se límite al corto plazo. ¿Y cómo pedir a un indigente que piense más allá del día que acaba de empezar? La tarea no es sencilla. Hay coyunturas que ya son eternas y deben atenderse con un Estado presente hasta que la iniciativa privada ofrezca alternativas más sanas.

El voto electrónico y el triunfo de Dilmita

En otro aniversario del finado El

Sube, sube, sube

At this very moment, 42ºC de térmica. 37ºC reales
Háganme acordar, la próxima vez que diga que me gusta Rosario

Impuestos para los demás

Los laboristas británicos proponen un impuesto a las mansiones valorizadas en más de dos millones de libras que los miembros del parlamento no tendrán que pagar.

Como ven. En todos lados se cuece peronismo.

25 años

La caída del muro de Berlín se proyectará en la Puerta de Alcalá

Con motivo del 25 aniversario de la caída del muro.

Sería interesante poder ver este espectáculo que cierra un infame ciclo abierto en otros tiempos y que esta foto ilustra claramente:

 
Cargando...