Comentarios recientes

10 de marzo de 2016

Otro que se nos va



Creo que este nefasto personaje no ha tenido la despedida merecida por parte de este blog.

Una persona cuyo pensamiento está tan vinculado a los nulos éxitos económicos y sociales de las últimas décadas de nuestro país no puede quedar en el olvido. Por desgracia quedan sus libros por lo que me temo que el daño que nos deja no está limitado en el tiempo y va a ser imposible olvidarlo.


9

Anónimo dijo...

Lamento su desaparición física. Mi gran esperanza es que también signifique el fin de la popularidad que siguen teniendo sus ideas y propuestas en el país.

carancho dijo...

Amén, Jorge.

Pedro Guernica dijo...

Quedan no solo los libros... Gente culta y racional, repite sin embargo sus ideas, lo adora al igual que exalta el desarrollismo y Prebisch
.

BlogBis dijo...

Iba a poner un comentario el otro día y se me pasó por alto. Un personaje nefasto con todas las letras.
Predicador del absurdo "vivir con lo nuestro" en tiempos de globalización, terminó siendo marioneta servil del kakismo para los que no dudó en ser director en empresas al las que se les impuso el involucramiento del Estado en los directorios, director de empresas estatales absurdas como EFARSA o finalmente embajador.
Un charlatán de feria, vestido de intelectual comprometido.

Max A Secas dijo...

Un facho hecho y derecho

raúl dijo...

Se oculta bastante eficientemente que el susodicho fue ministro de economía de Levingston y Lanusse, presidentes de facto de la llamada Revolución Argentina.
Pero a los k esos antecedentes nunca les importaron si eran del palo de ellos. Hipocresía al palo, otra de sus muchas "virtudes".

Anónimo dijo...

Como decía mi abuela. Que Dios lo tenga en su guampa de orín...

Sergio dijo...

Lo mío es mío y lo tuyo es nuestro.

Anónimo dijo...

Otro desarrollista ignorante. Los que se la pasan diciendo 'hay que vivir con lo nuestro', 'hay que cerrar las importaciones' pretenden que el resto del mundo les abra el mercado a los productos de su país jaja no se dan cuenta de la incoherencia en sus palabras.

 
Cargando...