Comentarios recientes

13 de mayo de 2016

What's in a name? (*)

Que manía esa de cambiarle los nombres a las cosas.
Ni que hablar de los cambios de nombres/venganza, como nuestra calle 25 de Diciembre devenida Juan Manuel de Rosas.
O estaciones de Subte con tres nombres sobrepuestos. Canning - Malabia- Osvaldo Pugliese.
O faltan estaciones para honrar gentes y lugares o sobran paparulos.


(*)What's in a name? That which we call a rose by any other name would smell as sweet

3

Anónimo dijo...

Canning fue el nombre original, luego se cambiaron los nombres repetidos entre lineas: Canning de B y D, Rio de Janeiro de A y B (Gardel). Ahora es costumbre espantosa agregar un segundo nombre a las estaciones.

Anónimo dijo...

La Argentina refundacional. Menos mal que a los Kirchner no se les dio por cambiar la denominación oficial del país y los símbolos patrios como a Chávez.

Anónimo dijo...

Como dice anónimo se ha puesto de moda el doble nombre. Debe ser para parecerse a las estaciones parisinas: Reaumur-Sebastopol; Richelieu-Druot; Montparnasse-Bienvenue; Charles de Gaulle-Etoile; Denfert-Rochereau y otras tantas.
Re cool

 
Cargando...